Hacer ejercicio ayuda a reducir el riesgo de cáncer y de infarto

Para conseguir este efecto protector basta dedicar dos horas y media a la semana a la actividad física
Autor/es: Redacción
Actualizado el 02/08/2011
Compartir en:
Facebook Twitter Menéame
 
Para disminuir las posibilidades de padecer cáncer los hábitos de vida son muy importantes. Entre ellos, el ejercicio tiene especial relevancia según la Organización Mundial de la Salud (OMS), que recomienda hacer 150 minutos (2 horas y media) de actividad física moderada a la semana para reducir el riesgo de padecer cáncer de mama o de colon.

Como recuerda el profesor Chris Wild, director del Centro Internacional de Investigaciones sobre el Cáncer (CIIC), “la inactividad física es un factor de riesgo de las enfermedades no transmisibles, pero es modificable y, por consiguiente, puede ser de gran importancia para la salud pública”.

Otro ejemplo de lo beneficioso que puede ser el deporte nos lo da un estudio publicado en Circulation, la revista de la American Heart Association (AHA), según el cual dedicar estos 150 minutos a la semana a una actividad física moderada reduce en un 14% el riesgo de sufrir una cardiopatía coronaria, que puede acabar provocando un infarto. La OMS también apunta que un estilo de vida activo nos aleja de los problemas del corazón o la diabetes.
 
¿Qué se entiende por actividad física moderada?
La actividad física no sólo son programas de entrenamiento: un paseo, utilizar la bicicleta como medio de transporte, un trabajo no sedentario o las tareas domésticas también pueden formar parte de ella. Para aprovechar al máximo el tiempo que dedicas a moverte:
  • Adoptar un estilo de vida más activo, como ir en bicicleta al trabajo, es invertir en salud.

    Distribuye los 150 minutos de ejercicio a lo largo de la semana. Eso sí, la sesión debe durar un mínimo de 10 minutos.
  • Si prefieres los deportes más intensos (por ejemplo, correr) basta con entrenar 1 hora y cuarto a la semana para notar sus beneficios en la salud, como una mejora en la musculatura, los huesos y la respiración.
  • Para obtener aún mayores beneficios para la salud dobla el tiempo que le dedicas a la actividad física. Puedes entrenarte cinco horas a la semana si tu actividad física es moderada y dos horas y media si es intensa.
  • Completa tu actividad aeróbica con ejercicios anaeróbicos (estiramientos, pesas...), para fortalecer los músculos.
Estas recomendaciones, recogidas en una guía por la organización, están pensadas para adultos. Para los niños la OMS aconseja dedicar, como mínimo, una hora al día a la actividad física, ya sea moderada y vigorosa. Como en el caso de los adultos también recomienda reforzar los músculos y los huesos con actividades específicas como mínimo tres veces por semana.


Fuentes:
Organización Mundial de la Salud (OMS) | American Heart Association (AHA)

Comentarios

Su pregunta y/o comentario y el nombre de usuario facilitado, podrán ser publicados y visibles para todos los usuarios de este sitio web.

Los datos solicitados en los campos marcados con * son obligatorios.

¿Sabías que...

La mostaza aporta tan sólo 20 kcal por cucharada

Incluso si estás a dieta, puedes permitirte el lujo de aderezar tus platos con esta salsa. Como siempre, el secreto está en no abusar.

Más información...

Síguenos en:

  • Facebook
  • Twitter
  • Youtube
  • RSS